Desarrollo sostenible en Mes Chaussettes Rouges

El consumo excesivo de ropa está en el centro de la problemática del desarrollo sostenible. La industria de la confección genera mucha contaminación y es costosa en recursos naturales y humanos.

En nuestro sector, es más difícil evaluar en qué medida se debe al consumo de calcetines. La calidad de un calcetín de lujo puede juzgarse en función de varios criterios:

  • la finura de su tejido
  • su flexibilidad y ajuste
  • o incluso su acabado (enlazado, refuerzos, etc.).

Sin embargo, es la calidad del hilo la que determina el producto final. A menudo nos preguntan por el tipo de hilo utilizado para tejer nuestros calcetines o producir nuestros accesorios, como nuestros calzoncillos de lino o algodón.

El uso de materiales excelentes

En nuestra gama de calcetines y calcetines hasta la rodilla conviven diferentes marcas y gamas de calcetines. Aunque también utilizamos diversos materiales y métodos de tricotado, algo que tienen en común nuestros calcetines es la calidad de sus materias primas.

Mes Chaussettes Rouges no hace concesiones en cuanto a la calidad del hilo.

Tanto si se trata de nuestros calcetines de puro hilo escocés como de nuestros calcetines de cachemira, los hilos que utilizamos proceden de las mejores hilanderías italianas. Estas hilanderías son objeto de rigurosas auditorías sobre sus métodos de producción y están certificadas según distintas normas. Obtienen sus hilos de productores especializados en los países de origen de cada material:

  • Por ejemplo, nuestro hilo escocés se produce en Italia a partir de los mejores algodones egipcios, cultivados con métodos más respetuosos con el medio ambiente. Estos algodones egipcios también se utilizan en nuestros calzoncillos bóxer.

  • Las lanas (cachemira, merino, etc.) utilizadas para nuestros calcetines, gorros y bufandas son rigurosamente seleccionadas por los productores. Esto garantiza que nuestros productos proceden de una cadena que respeta el bienestar de los animales y el medio ambiente.

  • En cuanto al lino utilizado en nuestros pantalones y accesorios, procede de cultivos franceses (Francia es el primer productor europeo de lino).

Según su naturaleza, los hilos utilizados para tejer nuestros calcetines y confeccionar nuestra ropa interior tienen distintas certificaciones. Estas certificaciones se obtienen pasando por un estricto protocolo de controles de los distintos actores de la industria.

A continuación figura una lista no exhaustiva de estos organismos y normas de certificación:

  • Global Organic Textil Standard (GOTS): norma reconocida internacionalmente para la certificación de fibras ecológicas. El protocolo de certificación es extremadamente riguroso y se aplica a toda la cadena de suministro afectada. Esta norma también incorpora un importante factor social, al garantizar que la producción se lleva a cabo respetando las condiciones laborales y salariales.

  • Oeko-Tex : Norma que comprende varias certificaciones destinadas a garantizar la ausencia de productos tóxicos en la producción de textiles y otros productos.

  • Responsible Wool Standard : al igual que la norma GOTS, esta norma se aplica a la producción de hilos de todo tipo, en particular de lana.

Fabricación europea

La mayoría de los calcetines que vendemos se fabrican en Italia. Esta elección se debe a varias razones:

  • Italia alberga un gran número de empresas que forman un auténtico "ecosistema" de fabricación de calcetines. Los talleres encargados de tejer intercambian directamente con las mejores hilanderías.

  • Estos talleres también se abastecen directamente de los fabricantes de máquinas de tricotar (otro ámbito en el que Italia reina), envasadoras, etc.

  • Los principales fabricantes de agujas de tricotar se encuentran en Alemania...

  • Nuestra ropa interior también se fabrica en Italia (bóxers de lino o algodón) o Portugal (bóxers de algodón).
Esto nos permite permanecer cerca de nuestros clientes limitando la fabricación a los países vecinos.

    Favorecer la longevidad de nuestras prendas



    La vida útil de una prenda es una cuestión esencial, ya que está directamente relacionada con el consumo excesivo de ropa. Algunas marcas utilizan principalmente materiales naturales, con o sin materiales sintéticos de alta calidad. Otras favorecen el uso de fibras de menor calidad, que suelen ser menos duraderas.

    El primer enfoque, que puede considerarse (con razón) más virtuoso tanto desde el punto de vista ecológico como social, es el que hemos elegido para nuestros calcetines.

    Los pares de calcetines que ofrecemos están tejidos con fibras naturales y sostenibles. Sin embargo, a menudo una persona desgasta sus calcetines más rápidamente que otra. Esto significa que el primer agujero de desgaste aparecerá más rápidamente, a menudo en zonas bien definidas.

    Influyen muchos factores, como la forma de andar, el peso, la anchura del pie, etc.

    Así pues, para satisfacer a todos nuestros clientes, algunos pares de calcetines se tejen con refuerzos más o menos pronunciados utilizando materiales sintéticos como la poliamida. Es el caso, en particular, de nuestra gama Super-solide de hilo o lana de Escocia, una gama de calcetines especialmente resistentes que pueden llevarse a diario.

    Si considera que el contenido de esta página es insuficiente para responder a sus preguntas, le animamos a que se ponga en contacto con nosotros.