Encuentre su par de calcetines ideal

No hay un modelo de calcetín que guste a todo el mundo. Desde que empezamos a trabajar en el mundo del calcetín, lo hemos comprobado por nosotros mismos. Cada persona ve los calcetines de una manera diferente. Algunos han tenido malas experiencias y quieren probar algo diferente, otros buscan materiales exóticos. No se puede meter a todos estos clientes en el mismo saco. Hay quien lleva calcetines de colores y quien sólo se contenta con el negro. Cada persona tiene expectativas diferentes respecto a sus calcetines: mientras unos prefieren el color, otros prefieren la sobriedad; mientras unos valoran la durabilidad, otros la ligereza.

Al final, un par de calcetines ideal es aquel que cumple los criterios del usuario, que a veces pueden ser bastante específicos. Para que no se sienta decepcionado con su compra, echemos un vistazo a los criterios que, en última instancia, conducen al modelo que busca.


1. Longitud: El primer criterio, y quizá el más importante, es la longitud. Puedes elegir entre calcetines largos, hasta la rodilla, o más cortos, hasta media pantorrilla. Hasta la rodilla o hasta la rodilla, es un tira y afloja en el que ambos bandos tienen buenos argumentos: con los calcetines hasta la rodilla, puedes estar seguro de tener unos calcetines que aguantan y no tiran del corcho al final del día. Al adaptarse a la curva de la pantorrilla, los calcetines hasta la rodilla garantizan un ajuste perfecto. La estética también tiene su importancia, ya que los calcetines hasta la rodilla cubren toda la pantorrilla, por lo que no hay que enseñar parte de la pantorrilla cuando se suben los pantalones. Los calcetines hasta la rodilla han surgido como respuesta a la tendencia actual de llevar pantalones más ajustados, en los que los calcetines hasta la rodilla quedan demasiado ajustados.


2. El conjunto : ¿Qué prefieres en un calcetín: una sensación de sujeción o no sentir el calcetín una vez puesto? Las limitaciones en cuanto a material y técnica hacen que no se puedan conseguir ambos efectos al mismo tiempo. Por ejemplo, un par fabricado exclusivamente con materiales naturales se sentirá ligero y casi sin calcetín. Por otro lado, la presencia de poliamida refuerza el calcetín pero lo hace más presente, más grueso - no necesariamente mucho más cálido.

3. Calor: ¿Quieres calcetines para tiempo cálido o calcetines para la lluvia y la nieve? También en este caso la pregunta se plantea porque se utilizan materiales diferentes para responder a ella. Por ejemplo, alguien que esté constantemente al aire libre, a menudo en moto o con mucho frío querrá calcetines de lana. Al contrario que alguien que se desplaza de su casa con calefacción a su lugar de trabajo, que también tiene calefacción.

Con estos 3 criterios, la búsqueda del calcetín adecuado está bien encaminada. Luego están los elementos ligados a los gustos individuales, es decir, loscolores y los dibujos. En estos casos, o te enamoras de ellos, o eres capaz de visualizar el conjunto para el que buscas calcetines.

Si quieres ser discreto, lo mejor son los calcetines que combinan con el color del resto de tu ropa. Por otro lado, los calcetines hasta la rodilla pueden ser una oportunidad para divertirse. No hay reglas, simplemente diviértete. En general, llevar calcetines del mismo color que los pantalones alarga la silueta. Llevar calcetines del mismo color que los zapatos hace que éstos destaquen. Con todos estos criterios, la búsqueda del par de calcetines adecuado debería ser más fácil. No dudes en aprovechar nuestros consejos para elegir los modelos que más te convienen.

Escribir un comentario

Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados